La llegada de las aeronaves se da cinco días después de un encuentro en Moscú entre los presidentes Nicolás Maduro y Vladimir Putin y justo después de que el presidente venezolano acusara a Colombia y a Estados Unidos de estar adelantando un plan de derrocarlo.
En total, cuatro aeronaves aterrizaron en el aeropuerto venezolano de Maiquetía, que sirve a Caracas, para realizar ejercicios de defensa.
Se trata de dos bombarderos Tu-160, un avión de transporte An-124 y un avión de pasajeros Il-62, informó el Ejército ruso en Moscú, que en un principio no informó el motivo de la visita.
Sin embargo, al dar la bienvenida al centenar de pilotos y demás personal ruso, el ministro venezolano de Defensa, general Vladimir Padrino López, aseguró que los ejercicios  buscan garantizar la defensa de su país frente a amenazas externas.
“Nos estamos preparando para defender a Venezuela hasta el último palmo cuando sea necesario”, dijo el ministro junto al alto mando militar.
Según el general Serguéi Ivanovich Kobulash, comandante de aeronaves de larga distancia de las fuerzas aeroespaciales de Rusia, dos de las aeronaves ya habían estado en Venezuela en 2013.
“Esperamos que el resultado sea el intercambio profundo de experiencias de los pilotos y del personal técnico”, expresó según la traducción de un intérprete.
Para el general Raúl Salazar, ministro de Defensa de Venezuela entre 1999 y 2001, las maniobras aéreas con Rusia “son parte de lo que se llama la guerra psicológica”.
“El propósito es aumentar la percepción de que Venezuela está apoyada por Rusia, China y Bielorrusia, de que tiene el apoyo de una potencia en caso de que otra potencia intente invadir”.
Padrino reveló que hace dos meses también estuvo en Venezuela un grupo de pilotos rusos que combatió en Siria, y anunció la llegada de una “amplia delegación” técnico-militar para la adecuación del equipamiento comprado a Moscú.
A finales de 2016, Venezuela adquirió 24 cazas Sukoi 30 rusos y firmó la compra de 53 helicópteros artillados MI-24 y 100.000 fusiles Kalashnikov, entre otros equipos, lo que Estados Unidos consideró un plan que podía “alimentar una carrera armamentista en la región”.
De: RCN

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *