Por 40 votos por el sí y 0 por el no, la plenaria del Senado decidió en la noche de este jueves enviar el proceso contra el exmagistrado Gustavo Malo Fernández a la Corte Suprema de Justicia.

Malo Fernández es señalado de participar en el llamado ‘cartel de la toga’, una organización que supuestamente pedía sobornos a congresistas investigados en la Corte Suprema de Justicia a cambio de favorecerlos en esos procesos ante el alto tribunal.

En medio del escándalo, la Corte Suprema de Justicia, a la cual pertenecía Malo Fernández, lo separó de sus funciones mientras se resuelve el lío jurídico en el que está envuelto.

De acuerdo con la acusación aprobada en el Senado, Malo Fernández tendría que responder, en principio, por cinco delitos:

Cúmulo de impedimentos

La votación estuvo precedida por un cúmulo de impedimentos (peticiones para separarse del trámite) por parte de los senadores, varios de los cuales adujeron tener procesos en la Corte Suprema de Justicia en los cuales había intervenido el magistrado Malo Fernández.

Superada esta etapa, que duró alrededor de cuatro horas, el delegado de la comisión de instrucción del Senado, Roosevelt Rodríguez, y el secretario de la corporación, Gregorio Eljach, leyeron, durante casi dos horas, el informe de esta instancia y, posteriormente, el representante investigador del caso, Edward Rodríguez.

Luego de esto, la plenaria rechazó por unanimidad los recursos que interpuso la defensa de Malo Fernández y procedió a la votación del informe que avaló enviar el caso a la Corte Suprema.

Con esta decisión del Senado el magistrado Malo Fernández sigue por fuera de su cargo y se enfrenta, ahora, a un proceso penal en la Corte Suprema de Justicia, de la cual fue uno de sus integrantes.

EL TIEMPO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *