Miles de manifestantes contrarios a portar mascarillas y a las medidas de restricciones contra el coronavirus tomaron este sábado las calles en varias ciudades de Europa, con la mayor aglomeración, en Berlín, interrumpida por la policía por no respetarse los gestos de protección.

En Londres, un millar de manifestantes, congregados en Trafalgar Square, pidieron el “fin de la tiranía médica”.

En París, 200 a 300 personas protestaron contra la obligatoriedad de la mascarilla. Sophie, una parisina de unos 50 años, acudió a manifestarse en “favor de la libertad de elegir”: “Soy una ciudadana que se opone a medidas liberticidas que no tienen ninguna justificación médica”, dijo.

Otro millar de personas manifestaron en la ciudad helvética de Zúrich.

En Berlín, la policía interrumpió la manifestación de unas 20.000 personas en contra de las políticas de la mandataria Angela Merkel, porque no se estaban respetando las reglas de seguridad exigidas por el gobierno.

Los manifestantes “incumplieron la distancia mínima [de seguridad entre personas] pese a las reiteradas demandas” de las fuerzas del orden, informó la policía, que justificó que “no hay otra posibilidad que disolver la manifestación”, iniciada a las 9:00 horas GMT en la mítica puerta de Brandemburgo.

Luego del anuncio de la policía, muchos manifestantes se quedaron en el lugar, sentados en el suelo en medio de la calzada, y gritaban “resistencia” o “somos el pueblo”, una consigna usada originalmente en las protestas contra el régimen comunista de Alemania Oriental y más recientemente por la extrema derecha, mientras otros entonaban el himno nacional.

Muchos de ellos siguieron manifestando, y un grupo lanzó piedras y botellas contra las fuerzas de seguridad alemanas, que detuvieron a unos 300 manifestantes.

El responsable de Interior en Berlín, Andreas Geisel, precisó que unas 200 detenciones se produjeron cerca de la embajada de Rusia, pero que la mayoría de ellos ya fueron liberados.

Esta protesta se llevó a cabo en un contexto de creciente malestar entre la opinión pública alemana por las restricciones decretadas contra la pandemia, pese a que no han sido tan draconianas como en España o Italia, países mucho más golpeados por el covid-19.

 

De: RCN.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *